Sistema financiero chileno

Chile ha desarrollado un eficiente sistema financiero, a la altura de las exigencias de su pujante economía.

domingo, 05 de julio de 2009 Categoría: Negocios - Música
Sistema financiero de Chile

El empuje de la competencia ha demandado de los bancos mayor calidad y cantidad de servicios. Con evidente solvencia, hoy operan en el país 25 bancos comerciales. Entre otros, Banco de Chile, Banco Santander-Chile, Banco Estado (de propiedad fiscal), BBVA, Banco de Crédito e Inversiones y Corpbanca. Todos son supervisados por la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF), que también controla las operaciones de otras instituciones del sistema.

La Ley General de Bancos regula las actividades del sector y faculta a las entidades financieras para realizar negocios internacionales, a través de oficinas en otros países y de inversiones o colocaciones en el extranjero.

Un actor relevante en este escenario es el Banco Central de Chile, un organismo autónomo que establece las políticas monetaria y cambiaria, entre cuyas tareas están asegurar la estabilidad de la moneda (reflejada en el control de la inflación) y el normal funcionamiento de los pagos internos y externos.

El mercado de las acciones también ha crecido en los últimos 20 años. El orden y el equilibrio del mercado accionario chileno es resultado de la experiencia y los ajustes adecuados. La recesión económica de 1982 dejó enseñanzas que motivaron reformas para garantizar estabilidad del sistema y reducir los riesgos.

Con el objetivo de aumentar la protección de los accionistas minoritarios, se promulgó en 2001 la Ley de Opas, innovación clave para la transparencia del mercado de capitales. Posteriormente, nuevas reformas para incentivar el ahorro y atraer inversionistas extranjeros, provocaron un fuerte impulso al desarrollo de los fondos mutuos y de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP).

Bolsa de Comercio

El principal centro de operaciones bursátiles del país es la Bolsa de Comercio de Santiago En 2008 concentró el 86,6% del mercado local de valores y los montos transados llegaron a US$ 31.790 millones.

Más de 150 empresas cotizan regularmente sus acciones en la Bolsa de Comercio de Santiago. El indicador de las acciones más transadas es el IPSA (Índice de Precios Selectivo de Acciones), que considera las 40 acciones con mayor movimiento. No obstante el complejo escenario económico mundial, entre enero y febrero de 2009 la Bolsa de Comercio de Santiago mostró un alza de 3,9%, y se ubicó entre las más rentables del mundo, sólo superada en América Latina por la Bolsa de Caracas.

Sistema de pensiones

La privatización del sistema de pensiones, con la consecuente creación de las Administradoras de Fondos de Pensiones, AFP, es una de las reformas más innovadoras de la historia económica de Chile y del mundo. Las personas pueden elegir libremente entre cinco  administradoras para acumular sus ahorros previsionales.  Las AFP recaudan por Ley el 10% del salario bruto de sus cotizantes, dineros que van a una cuenta de capitalización individual y son invertidos en títulos de renta fija y variable. También invierten en diferentes sectores económicos, entre otros los de infraestructura y telecomunicaciones.

En 2008, por medio de una reforma que garantiza a los ciudadanos una cobertura mínima de seguridad social, se perfeccionó el sistema previsional La reforma se financia con aportes del Estado, en beneficio de jubilados y personas con invalidez para el trabajo, y aportes libres.

Servicios bancarios

Desde la localidad de Putre, en el extremo norte, hasta Porvenir, en la austral región de Magallanes, los principales bancos del país tienen una red de sucursales que atiende a clientes de todo el territorio. Son más de un millar de sucursales entre el Banco de Chile y el Santander-Chile, de propiedad privada, y BancoEstado, de propiedad fiscal.

Las otras entidades bancarias que operan en el país, agregan cerca de 900 puntos más de atención al público, todos entre las 9:00 y las 14:00, de lunes a viernes.

Formas de pago

La unidad monetaria vigente y de circulación obligatoria es el peso ($). Sus características físicas y valores absolutos son distintos a los de todas las monedas de curso legal existentes en otros siete países de Latinoamérica y Asia que emplean la misma denominación. Las presentaciones del peso chileno corresponden a billetes de $ 20.000, $ 10.000, $ 5.000, $ 2.000 y $ 1.000; y monedas de $ 500, $ 100, $ 50, $ 10, $ 5 y $ 1.

La forma usual de pago es el dinero en efectivo, sobre todo en sumas que no superen el equivalente a US$ 20. También es muy común el uso de cheques, y las casas comerciales han emitido alrededor de 15 millones de Tarjetas de Crédito propias que permiten comprar en sus locales y en otras empresas con las que han establecido alianzas, además de girar dinero.

Con creciente frecuencia se emplea el sistema de pago o monedero electrónico denominado RedCompra. De acuerdo a Transbank, que opera las tarjetas de crédito bancarias en el país, más de 60 mil locales comerciales trabajan con este sistema de débito.

Asimismo, existe una red conectada de máquinas expendedoras de dinero, denominadas Cajeros Automáticos (Automated Teller Machines, ATM), distribuida a lo largo del país con más de 6.700 aparatos dispensadores, muchos de ellos en funcionamiento las 24 horas del día, durante todo el año.Identificados con el sello Redbanc, los Cajeros Automáticos se encuentran a un costado de las sucursales bancarias, y también en gasolineras, supermercados, farmacias y malls.

Casas de cambio

Aunque no son tan masivas como los bancos o los cajeros automáticos, en Chile existen casas de cambio de fácil acceso en aeropuertos, zonas céntricas de las principales ciudades y algunos recintos comerciales llamados popularmente malls.

img_banner