Tras el terremoto, Chile avanza para retomar la normalidad

Alrededor de 80% de los estudiantes de primaria y secundaria ya regresaron a sus aulas, mientras el transporte también busca su curso regular.

terremotochile

Mientras la televisión chilena transmitía el exitoso show benéfico “Chile ayuda a Chile” para recaudar fondos para los cerca de dos millones de desplazados por el terremoto y posterior tsunami que afectó a Chile, la madrugada del sábado 6 de marzo a las 3:34 horas local (6:34 GMT) los cuarteles de bomberos encendieron sus sirenas en señal de duelo.

Se cumplía una semana de la tragedia, pero también siete días de unión, solidaridad y esperanza, reflejada en la maratónica campaña que lideraba en esos momentos el presentador Mario Kreutzberger (Don Francisco) y que consiguió reunir poco más de US$ 59 millones, más del doble de la meta que el Estado, la empresa privada y múltiples organismos de beneficencia se habían impuesto.

El reporte oficial hablaba hasta este lunes de 497 personas fallecidas identificadas, cuyo listado está disponible en formato pdf en el sitio en Internet del Ministerio del Interior.

Las autoridades han declinado entregar cifras de desaparecidos, al tiempo que han mantenido en dos millones las personas desplazadas y en 500 mil las viviendas afectadas. De las 910 mil viviendas sociales ya catastradas en las seis regiones más golpeadas por el sismo, 6.378 tienen un daño “mayor” o 16.870 perjuicio “menor”.

Los recintos asistenciales colapsados han sido reemplazados por hospitales de campaña, como en las ciudades de Rancagua y Curicó, mientras que en otras como San Fernando, Pichilemu o Rengo ya operan con normalidad, informó el subsecretario del Interior, Patricio Rosende.

El Ministerio de Salud inició el viernes la vacunación contra hepatitis A en Constitución. La segunda etapa, que comenzó el fin de semana, contempla las regiones del Libertador, Maule y Bio Bio.

En regiones como la del Bio-Bio y el Maule, la reanudación de los servicios de agua potable bordea 60% y 70%, respectivamente, mientras que en otras como las de Valparaíso, Metropolitana, El Libertador y La Araucanía es prácticamente total. Con el suministro de energía eléctrica ocurre algo parecido, con reestablecimientos entre 75% y 100%.

Hasta el domingo por la noche, la telefonía fija se había repuesto casi por completo en el área más golpeada por la catástrofe, mientras que la móvil superaba una cobertura de 70%, de acuerdo al subsecretario de Telecomunicaciones, Pablo Bello.

La extensa red vial que conecta la zona centro-sur de Chile se halla en proceso de normalización. Luego del catastro realizado por el Ministerio de Obras Públicas (MOP), se calcula que deberán invertirse unos US$ 1.200 millones en la reparación de infraestructura, entre ella 40 de los 2.000 puentes con los que cuentan las regiones del Maule y el Bio-Bio.

En el aeropuerto de Pudahuel, las operaciones al cierre de esta nota alcanzaban 70% y se espera para el miércoles que éstas sean integrales. Las salidas y llegadas de buses interprovinciales y la locomoción colectiva funcionaban de manera habitual. En los terminales portuarios, el MOP constató que Talcahuano, Lirquén y San Antonio se hallan con problemas, pero trabajando, mientras que Coronel y Valparaíso se hallan funcionando normalmente.

Luego de que en las regiones extremas lo hicieran la semana pasada, 80% de los estudiantes de primaria y secundaria retornaron a clases este lunes, mientras que los niños y jóvenes del Maule y Bio Bio volverán a las aulas el próximo 15 de marzo, según informó la ministra de Educación, Mónica Jiménez.