Chile es el 17º país del mundo con mejor ambiente para hacer negocios

El ranking divulgado por diario La Tercera prevé una mejora de la nación hacia 2014, gracias a la efectividad de las políticas, el mercado laboral y la infraestructura.

550x290economist

Chile se ubicó en el puesto número 17 del mundo y, en el primer lugar de América Latina, en el índice de The Economist Intelligence Unit (EIU) que mide “ambiente para hacer negocios”.

El país obtuvo un puntaje de 7,43 de un máximo de 10 para el quinquenio 2005-2009 en el ranking que mide la calidad o el atractivo del entorno empresarial en 82 de las economías más grandes del mundo, según divulgó este lunes 5 de abril el matutino nacional La Tercera.

Consultado por el periodista Miguel Bermeo, el analista senior de la EIU para América Latina, Robert Wood, comentó que Chile “fue un pionero en consolidar su estabilidad macroeconómica y en impulsar reformas estructurales”, además que “tiene mayor estabilidad y efectividad política también y las instituciones son sólidas”.

“Wood explica que a pesar de que Chile es una economía pequeña, la calidad del clima de negocios, la facilidad para hacerlos, gracias a las reformas que se han hecho, le hacen merecedor de este primer lugar”, añadió la crónica del diario con sede en Santiago.

De acuerdo a la EIU, la situación de Chile podría mejorar hacia 2014, para alcanzar el 15º lugar mundial, con 7,94 puntos, pues la nación “seguirá progresando, mejorando su alto rango global, (ya que) el ranking se sustenta en su compromiso de larga data con la liberalización económica, que es poco probable que se ponga en duda”.

“En la variable de políticas para la inversión extranjera, Chile obtiene 9,6 puntos, en los rankings de 2005-2009 y 2010-2014. Mientras que en intercambio comercial obtiene 9,1 puntos”, detalló la nota.

“Según el estudio, lanzado este mes por el EIU, Chile aparece con mejoras en la efectividad de las políticas, las oportunidades de mercado, el mercado laboral y en infraestructura; mientras que en áreas como estabilidad política (que mide la relación entre gobierno y oposición, entre otros tópicos) e intercambio comercial, la evaluación es a la baja. El ambiente político, la estabilidad económica y el régimen impositivo, entre otras áreas, aparecen sin variación en sus calificaciones entre ambos períodos analizados”, concluyó La Tercera.

Esta entrada también está disponible en Inglés