Benedicto XVI recibió bandera de Chile firmada por los 33 mineros rescatados

El símbolo patrio fue entregado al jefe de la iglesia Católica por el nuevo embajador de Chile en el Vaticano, Fernando Zegers.

El Papa Benedicto XVI.
El Papa Benedicto XVI.

El Papa Benedicto XVI recibió en el Vaticano una bandera chilena firmada por los 33 mineros que estuvieron cautivos a 700 metros bajo tierra en el desierto de Atacama de Chile y que fueron exitosamente rescatados después de un operativo de 24 horas.

La bandera fue presentada al jefe de la iglesia Católica por el nuevo embajador chileno ante la sede eclesial, Fernando Zegers Santa Cruz.

“No puedo olvidar los mineros de la Región de Atacama y sus seres amados”, dijo Joseph Ratzinger, quien siguió con atención y oró por el exitoso rescate de los mineros.

Junto con las firmas, en la mitad inferior de la bandera se imprimió “Estamos bien en el refugio los 33”, el mensaje escrito por primera vez en un trozo de papel que pegaron a una sonda que llegó a donde estaban los hombres el 22 de agosto.

Muchos de los mineros que estuvieron encerrados por dos meses en la mina se apoyaron en su fe para mantenerse fuertes durante esta experiencia. Un sacerdote que había estado en contacto regular con los mineros leyó en voz alta una carta que había recibido de Jimmy Sánchez, de 19 años, la que decía: “Siento algo adentro. Es muy difícil de expresar. Pero si Dios nos ha mantenido vivos a todos aquí es porque tiene algo planeado para nosotros cuando salgamos”.

El Papa siguió la historia de los 33 hombres desde agosto y dijo que oró por una “conclusión feliz” a su terrible experiencia. Los obreros fueron rescatados sanos y salvos, concluyendo el operativo de rescate en la madrugada del jueves 14 de agosto.

Durante la ceremonia en Roma, Ratizinger también expresó su solidaridad con las víctimas del terremoto de magnitud 8,8 y del tsunami del 27 de febrero en Chile, en los que murieron más de 500 personas.

Esta entrada también está disponible en Inglés