Nobel de Física reconoce la contribución de astrónomos chilenos

De visita en Santiago, Brian Schmidt valoró aportes científicos de nacionales José Maza y Mario Hamuy.

José Maza (izquierda) recibió a Schmidt en el Observatorio Astronómico Nacional. (Imagen: Departamento de Astronomía U. de Chile)
José Maza (izquierda) recibió a Schmidt en el Observatorio Astronómico Nacional. (Imagen: Departamento de Astronomía U. de Chile)

Una visita a Chile en la que realzó el aporte de los astrónomos nacionales José Maza y Mario Hamuy efectuó Brian Schmidt, ganador junto con Saul Perlmutter y Adam Riess del Premio Nobel de Física en 2011 por sus investigaciones sobre la expansión acelerada del universo a través de la observación de las supernovas.

“Sentí que era importante venir y compartir con el pueblo chileno y mis colegas la emoción del Nobel”, fundamentó el astrofísico nacido en Estados Unidos, quien encabezó en Santiago múltiples actividades de divulgación con autoridades, académicos y estudiantes.

“Chile y sus astrónomos están en el centro del descubrimiento de la aceleración del universo y de nuestra actual exploración del cosmos”, agregó al diario La Tercera el científico australiano sobre la técnica de medición de distancias siderales desarrollada por los chilenos, que a la larga sustentó sus laureadas pesquisas.

En una de sus múltiples intervenciones públicas en la capital, Brian Schmidt aseveró que “la astronomía tiene un futuro brillante y gran potencial en Chile. Se ha efectuado un gigantesco trabajo y la siguiente generación cuenta con avanzados telescopios”.

En efecto, Chile se ha transformado en polo de desarrollo para esta disciplina, gracias a la decisión de los más importantes consorcios globales de instalar los observatorios más potentes del orbe en el desierto de Atacama, aprovechando la claridad del cielo, la conectividad y la estabilidad del país.

“La astronomía ofrece un importante avance para ese proceso y para que Chile pueda ser una sociedad más próspera”, dijo ante unas 300 personas en el salón de honor que el Congreso Nacional tiene en Santiago.

No menos halagüeño con sus colegas chilenos fue en declaraciones a La Tercera Saul Perlmutter, otro de los galardonados el año pasado por la Academia Sueca.

“Chile estuvo profundamente envuelto en este Premio Nobel. No creo que lo hubiéramos hecho sin la gente y el ambiente para la astronomía: Mario Hamuy y José Maza y el compromiso del país en permitir los instrumentos y tener ese cielo”, dijo.

Imagen exterior: gentileza ESO / H.H. Heyer