Adrenalina a tope, rafting en Futaleufú

Cada día, intrépidos viajeros desafían las fuerzas de la naturaleza, aguas blancas para kayak o rafting y mucho más.

viernes, 10 de julio de 2009 Categoría: Destinos Top
rafting en Futaleufú Rafting en Futaleufú (Photo:Sebastián Alvarez / www.exchile.com)

Futaleufú o "Futa", como se le conoce coloquialmente, es un río encajonado de gran fuerza y de aguas color turquesa que desciende por un relieve montañoso de vegetación boscosa. Su belleza natural es innegable, al igual que el poder de las aguas del río que  son consideradas uno de los grandes desafíos en el mundo para los amantes del kayak y del rafting.

Hace unos 20 años fue descubierto por deportistas extranjeros que vieron en el Futa un verdadero diamante en bruto. Su fama fue creciendo tal como los servicios turísticos que empezaron a aparecer en el bello poblado de Futaleufú, distante 420 kilómetros al norte de Coyhaique.

Purgatorio, Terminator, Danza de Los Ángeles, Escala de Jacobo e Infierno, son algunos de los nombres de los rápidos que tiene el Futa. No son nominaciones azarosas ya que el río está catalogado de nivel IV-V, en una escala máxima de grado VI; vale decir,  se trata de un torrente de temer. Por tanto la adrenalina de quienes se atreven a descender sus aguas va siempre al máximo.

El recorrido pasa en el primer tramo por el Cañón del Infierno, entre enormes paredes de roca basáltica; continúa por el Valle de las Escalas, clase 5.2 a 5.3, que termina con una serie de rápidos clase 4. Luego, en la sección media, innumerables rápidos clase 3 y 4, todos ellos muy largos, lo convierten en uno de los sectores más entretenidos; el último tramo va del Lago Yelcho hasta la desembocadura y se desarrolla en una llanura aluvial en un valle de origen glacial.

Si queda con gusto a poco, la naturaleza de la zona ofrece mucho más. Variados trekkings, canyoning, ciclismo de montaña y la presencia cercana de lugares prístinos, como la Reserva Nacional de Futaleufú o del lago Espolón, proporcionan experiencias que dejarán una huella para siempre.