Guía de Atractivos

Pesca con mosca en Chile

Chile es un destino elegido por los amantes de la pesca con mosca de todo el planeta. La prodigiosa naturaleza es irresistible.

viernes, 17 de julio de 2009 Categoría: Negocios - Turismo - Deportes
Pesca Pesca (Photo:Nomads Of The Seas)

La geografía local  tiene una enorme variedad de ríos, con características, tamaños y formas que son espléndido habitat de diversos tipos de truchas y salmones introducidos hace ya casi 100 años en el país. Este es el motivo por el cual Chile es considerado uno de los mejores territorios para disfrutar de la pesca con mosca.

La calidad de las especies, la pureza de las aguas y la poderosa naturaleza que rodea cada sector de pesca, hablan en silencio para los amantes de este deporte.

Se puede practicar desde la Región de Antofagasta hasta los confines de Tierra del Fuego. Sin embargo, es la Patagonia la que cuenta con una bien ganada fama mundial para la práctica de este arte. Sus aguas  han cautivado a pescadores de todo el mundo que cruzan el planeta para poder fotografiarse con alguna pieza y posteriormente liberarla en el cauce del río en la modalidad nominada como “catch and release”.

Algunas de las especies que, normalmente, se consiguen en Chile son la trucha arcoiris, desde la Zona Central al sur; la trucha fario, desde la Región de Valparaíso hasta la de Magallanes región; el salmón coho, en ríos y lagunas de las regiones de Los Lagos, Aysén y la de Magallanes y, finalmente, si hay suerte, se puede pescar el chinook o salmón rey, auténtico monstruo de las aguas chilenas, que habita preferentemente en la Patagonia y en Tierra del Fuego.

Ríos y Peces

Lonquimay: Se trata de una comuna con espectacular entorno, que ofrece una amplia variedad de posibilidades para practicar la pesca con mosca. En un radio de 100 kilómetros las alternativas son diversas: lagos Galletué, Icalma , Mariñanco , Jara y los ríos Bío-Bío, Rahue , Polul y Lonquimay.

A principios de temporada, los streamers y las imitaciones de ninfas son los más efectivos.  Desde mediados de diciembre en adelante, las moscas secas toman protagonismo, lo que implica una pesca más técnica que pone a prueba los conocimientos y experiencia del pescador. En todo momento peces muy fuertes tratan de zafarse del engaño.

Son varios los sectores donde el vadeo no exige dificultad; sin  embargo, para acceder a mejores lugares de pesca, se hace necesario el uso del  catarraf, una cómoda embarcación que navega ágilmente en los lugares difíciles. En esos sectores se ocultan las mejores piezas.
Lonquimay se ubica a 156 kilómetros de Temuco, por la ruta Lautaro-Curacautín y a 186 kilómetros por el camino Victoria-Curacautín. Ambos trayectos se encuentran totalmente pavimentados hasta Lonquimay.

Valdivia: El sector de Folilco es ideal para pescar con mosca seca y emergente, excelente para los amantes de la pesca de estilo clásico. Las transparentes aguas son muy agradables para la pesca de vadeo, tiene ríos con eclosiones constantes y además truchas de buen tamaño, muy selectivas, aunque no fáciles de pescar ya que han visto muchos señuelos a través de los años en los cauces.

Río Maullín: Es el único desagüe del enorme Lago Llanquihue, en pleno corazón de la Región de los Lagos. Es un río de largo recorrido que serpentea por los campos de la región. En ocasiones es cubierto totalmente en sus orillas por la vegetación, formada por bosques de arrayanes y otras especies de lugares acuáticos.

El río tiene una gran población de truchas muy sanas y combativas, mayoritariamente truchas farios o marrones y, en menor medida, de truchas arcoiris. En ocasiones es posible también pescar salmones salar y las escasas y llamativas peladillas o farionelas. Uno de los grandes atractivos de este río es la posibilidad de pescar marrones trofeos sin la necesidad de viajar a lugares remotos. No es infrecuente lograr piezas de 5 o más kilos en los sitios más profundos del río.

Le pesca se realiza mayoritariamente con grandes streamers, y en menor medida con ninfas. En cuanto a la pesca con mosca seca, se puede realizar al atardecer y desde la misma playa.

Coyhaique: La ciudad de Coyhaique está rodeada por innumerables cuerpos de agua, la mayoría de ellos con excelente pesca. Los lugares de pesca se encuentran a una hora promedio de desplazamiento por tierra.

Río Simpson: Ubicada en la zona de Aysén tiene 40 kilómetros de largo y es probablemente el más conocido de la región. Internacionalmente es considerado un verdadero paraíso de la pesca. Su población de truchas fario y arcoiris varía entre los 35 y 55 centímetros de tamaño. El río es famoso por sus grandes eclosiones de caddis y mayflies. En los meses de enero, febrero y mediados de marzo se observan grandes remontadas de salmón chinook, los que en su mayoría sobrepasan el metro de longitud.

Río Emperador Guillermo: Este río posee una cantidad de truchas difícil de creer. Es posible que se supere la cantidad de cien truchas en un día.

Río Ñireguao: Ha sido catalogado por entendidos como "el mejor río para la pesca de truchas fario residentes de Sudamérica”. El tamaño promedio de las truchas varía entre 40 y 45 centímetros, y llega incluso a los 60  y 70 centímetros.

Río Cisnes: Con más de 80 kilómetros de longitud, nace cerca de la frontera con Argentina y desemboca en el Océano Pacífico.  En su parte alta existe una abundante población de truchas fario. Salmones chinook remontan sus aguas en los meses de febrero y marzo.

Río Paloma: Nace en el lago Desierto y desemboca en el lago Caro. Posee hermosas truchas farios y arco iris, cuyo tamaño promedio oscila entre los 35 y 55 centímetros.

Los Fiordos: Ofrece una pesca fascinante. En la zona de los fiordos existen numerosos ríos que desembocan en el mar y en ellos se pueden pescar grandes truchas arco iris que alcanzan normalmente los 2 ó 3 kilos. También se encuentran hermosos farios.

Tierra del Fuego: El Río Grande es considerado el mejor río del mundo para la pesca de la trucha marrón migratoria. Cada año cientos de pescadores de todo el mundo, llenan los lodges existentes en ambos lados de la frontera, en Chile y en Argentina. El Río nace en las Turbas y también se alimenta de los lagos Lynch, desde Río Rivero, y Blanco, desde Río Blanco. Tiene una longitud de 220 kilómetros y sus aguas son de color marrón claro transparente. La primera mitad del río corre por el territorio chileno en el interior de la enorme Estancia Cameron.

Desde que John Goodall implantara las ovas a principio del siglo XX, y gracias a una acertada política de conservación en ambos países, las truchas que migran cada año al mar en busca de comida regresan y remontan el río desde septiembre hasta mayo para desovar. Miles de enormes truchas marrones suben las curvas de este típico río de estepa, y se sientan en los pozones de fondo pedregullo, para formar pareja y reproducirse.

El viento predominante en esta parte de la Isla es un aliado de los pescadores, ya que los días calmos y soleados no son habitualmente acompañados de buenas capturas.

El Río Grande tiene bien ganado su prestigio internacional. Es suficiente recordar que el record de la mayor trucha marrón migratoria capturada allí es de casi hasta 16 kilos. También se logran capturas de truchas marrones residentes, las juveniles que no migran y conservan el color típico.

Dentro del recorrido del río en un día normal de pesca se pueden conseguir capturas de truchas residentes, las que pesan entre  500 gramos y 2 kilos. Las capturadas por lo general son de truchas farios, las truchas arcoiris se encuentran menos pero es posible hallarlas en el Río Grande.

Consejos de un experto

Leonardo Ramírez es una de las voces con mayor autoridad en la pesca con mosca en Chile. Guía experto y creador de www.pescador.cl, entrega los principales tips para los mosqueros:

Lugares Preferidos: Las zonas de Lonquimay, Puerto Varas, Coyhaique, Puerto Natales y Tierra del Fuego. En ellas existe una buena calidad de pesca, debido a que aún existen lugares que se han conservado durante el paso de los años. La variedad de lagos y ríos hacen que la pesca con mosca en Chile no sólo sea privilegiada sino también entretenida y segura. 

Vestimenta: Con el paso del tiempo se han desarrollado diferentes indumentarias para practicar la pesca con mosca de una forma cómoda y segura,. Ropa de goretex, abrigo en tecnología por capas, proporcionan profesionalismo y comodidad al estar en climas duros y en contacto con el agua.

Permisos: Para obtener licencias de pesca se puede acudir a distintas tiendas de pesca especializadas que se encuentran a lo largo de Chile. Sólo hay que pagar el monto indicado por cada una de las regiones y el resto es disfrutar.

img_banner