Nuevo Índice de Progreso Social destaca a Chile entre latinos

Segundo en la región y 14° entre los 50 evaluados apareció el país austral.

miércoles, 05 de junio de 2013  
Nuevo Índice de Progreso Social destaca a Chile entre latinos

En el segundo lugar de América Latina y 14° entre las 50 naciones evaluadas apareció Chile en la primera entrega del Índice de Progreso Social, que midió el desempeño de los países en la cobertura de las necesidades sociales y ambientales de sus ciudadanos.

Confeccionado por un equipo comandado por el profesor de la Escuela de Negocios de Harvard Michael Porter, el ranking evaluó tres grandes variables con el objetivo de “elevar la calidad de la discusión acerca de las prioridades nacionales y guiar las decisiones de inversión social”.

En Oportunidades, Chile fue 13° y tuvo en la subdimensión Acceso a la Educación Superior (10°) a la mejor calificada. En Necesidades Humanas Básicas, apareció 15°, con Seguridad Personal (15°) como la esfera más destacada, mientras que en Condiciones para el Bienestar fue 14°, subcategoría en la que se realzó Salud y Bienestar (16°).

A la cabeza de la región, apareció Costa Rica (12°), mientras que en puestos igualmente de vanguardia lo hicieron Argentina (15°), Brasil (18°), Colombia (21°), Perú (24°) y México (25°). En la cima, se ubicaron Suecia, Reino Unido, Suiza, Canadá y Alemania.

Importante, pero no suficiente

“Una de las nociones de las que parte el estudio es que el nivel de progreso puede variar significativamente incluso entre países con una situación económica semejante, lo que debe llevar a los investigadores a fijarse en otros criterios que en el pasado no se habían tenido en cuenta”, comentó sobre el Índice de Progreso Social el diario español El Confidencial.

El medio digital puntualizó que “tras examinar todos los datos, los investigadores llegan a una conclusión principal: el desarrollo económico es importante, pero no suficiente, para conseguir el progreso social. Se puede alcanzar un importante avance en determinadas áreas sin haber alcanzado un gran desarrollo económico”.

La investigación cuestionó la correlación entre el presupuesto para salud y el bienestar de la población. En ese sentido, el mejor ejemplo lo ofreció Estados Unidos, líder en gasto en este ítem, pero relegado al 11° en la evaluación internacional.


img_banner