A cinco días de la tragedia

Zonas más afectadas por terremoto en Chile comienzan a recibir ayuda

Más de 8.200 toneladas de enseres son distribuidas en las áreas del centro-sur del territorio, mientras en Santiago comienza a reanudarse la normalidad.

jueves, 04 de marzo de 2010  
Zonas más afectadas por terremoto en Chile comienzan a recibir ayuda

- Los ojos del mundo puestos en Chile tras el terremoto
- Mandatarios extranjeros solidarizan in situ con Presidenta de Chile
- Chilenos preparan ayuda para afectados por terremoto
- Chilenos recurren a la web para enfrentar la emergencia
- Chile trabaja para superar la catástrofe

Miles de toneladas de víveres y abrigo han comenzado a recibir a mediados de esta semana las zonas más afectadas por el terremoto y maremoto que afectó la zona centro-sur de Chile la madrugada del pasado sábado 27 de febrero.

Según lo informó este jueves la Presidenta Michelle Bachelet, hasta las regiones del Maule y el Bio Bio ya arribaron “más de 8.200 toneladas” de distintos productos, mientras que un buque de la Armada partiría con alrededor de 300 toneladas adicionales.

“Hemos estado mandando camiones con alimentos, agua, pañales, leche para los niños, frazadas y carpas”, detalló la mandataria, agregando que “paulatina y gradualmente” se reestablecen los suministros de electricidad, agua potable y combustible.

Así como el trabajo de seguridad pública, las labores de distribución son apoyadas por 7.000 efectivos de todas las ramas de las fuerzas armadas y las policías, con 30 aeronaves que sirven como puente aéreo y otras nueve embarcaciones.

A través de los hospitales de campaña de las instituciones uniformadas y la colaboración de gobiernos como los de Perú y España, entre otros, se han podido cubrir las necesidades sanitarias de Curanilahue, Hualpén y Penco, añadió la gobernante.

Las autoridades han coordinado con industriales pesqueros el despeje de escombros y con los supermercados el abastecimiento de mercadería, para “reanudar la marcha del país”, según expresó la Presidenta.

Desde la zona de la catástrofe, hizo un llamado a la “tranquilidad y esperanza” de la ciudadanía. “Soy una convencida de que una vez más Chile va a ponerse de pie. Lo que nos sucedió como país fue horrible, pero vamos a seguir adelante”, finalizó.

Al cierre de esta nota, cifras oficiales daban cuenta de 802 fallecidos a causa del desastre natural, en una lista oficial que se encuentra alojada en el sitio en Internet del Ministerio de Relaciones Exteriores.

En la capital, Santiago, ubicada 35º kilómetros al norte del epicentro del sismo, la normalidad también regresa a medida de que avanzan los días. La cobertura del servicio eléctrico, por ejemplo, alcanzaba a 93% de los hogares en la Región Metropolitana.

Hasta este miércoles, el aeropuerto internacional de Santiago funcionaba las 24 horas del día en instalaciones provisionales, gracias a lo cual firmas como Lan consiguieron restituir un tercio de sus operaciones locales e internacionales.

img_banner