Chile sigue abierto al turismo

Debido a su geografía de forma alargada, diferentes puntos del país no se han visto afectados por incendios. Por lo mismo, SERNATUR hizo un llamado a seguir recorriendo Chile este verano.

Tomás Munita para New York Times
Tomás Munita para New York Times

Mientras continúan los esfuerzos para aplacar los incendios en la zona centro-sur del país, otras zonas de Chile siguen atrayendo visitantes locales y extranjeros. Es por esto que en su sitio web el Servicio Nacional de Turismo publicó una detallada lista con los puntos turísticos que siguen funcionando con normalidad dentro del país. Además, el organismo hizo un llamado a seguir recorriendo Chile este verano. Acá te mostramos 5 de los puntos destacados por SERNATUR.

Reserva de la Biósfera Lauca (Región de Arica y Parinacota): Compuesta por el Parque Nacional Lauca, la Reserva Nacional Las Vicuñas y el Monumento Natural Salar de Surire, esta reserva ofrece ejemplos de flora y fauna endémicos, haciéndola un destino ideal para actividades como trekking, montañismo y excursiones fotográficas. Entre su flora destaca la “llareta”, una planta que tiene aproximadamente 3.000 años de vida y los bofedales, humedales típicos de zonas en altura. Por otro lado, tal como su nombre lo indica, dentro de la Reserva Nacional Las Vicuñas se encuentra una gran población de esta especie en extinción.

Salitreras Humberstone y Santa Laura (Región de Tarapacá): Declarado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2005, el complejo de oficinas salitreras es un verdadero viaje al pasado de Chile, que durante la primera mitad del siglo XX vivió el apogeo de la industria salitrera. Por lo mismo, se irguió un pueblo completo alrededor de los puntos de extracción que los visitantes pueden recorrer y así hacerse una idea de cómo vivían los trabajadores y sus familias, quienes se asentaron allí durante ese período.

San Pedro de Atacama (Región de Antofagasta): Son tan sólo un par de calles las que componen el pueblo de San Pedro de Atacama, asentado en medio del Desierto de Atacama, el más árido del mundo y que el New York Times ha destacado entre los 52 lugares para conocer en 2017. Dentro del mismo desierto se encuentran el Valle de la Luna y el Valle de la Muerte, a los que se puede llegar en bicicletas que se arriendan en la calle principal del pueblo. Además, en ambos valles se puede realizar sandboard. Otras excursiones incluyen los Geyser del Tatio y la Laguna Cejar, que pueden coordinarse con los distintos operadores turísticos del pueblo.

Selva Valdiviana (Región de los Ríos): Dependiendo de su ubicación, la Selva Valdiviana puede dividirse en su sección costera y su sección andina. Ambas presentan abundante vegetación, en la que destacan árboles que se mantienen verdes durante todo el año debido al clima lluvioso de la zona; entre éstos destacan el Ulmo, el Canelo y el Alerce. Por otro lado, la división costera se encuentra dentro de la ruta que lleva a las principales fortificaciones construidas durante la época de la conquista española. Dentro de éstos, el fuerte de Niebla fue convertido en 1991 en un Museo de Sitio, en el cual se pueden visitar las ruinas de la capilla que se ubicaba originalmente junto al fuerte, además de la casa del capellán.

Isla Magdalena (Región de Magallanes): Ubicada en el Estrecho de Magallanes, la Isla Magdalena es conocida por ser una de las principales reservas de pingüinos del país. Sin embargo, la fauna que aloja es mucho más variada e incluye también gaviotas y cormoranes. Para acceder a la isla es necesario cruzar el Estrecho de Magallanes en barco, haciendo la misma ruta que Hernando de Magallanes (explorador que le da nombre al estrecho) hizo en 1520.

Esta entrada también está disponible en Inglés