Patagonia de Chile en jornada inaugural del festival de Venecia

Coproducción nacional tiene documental ¡Vivan las antípodas!, que vincula al austral cabo de Hornos con el lago Baikal de Rusia.

ven550

Como “uno de los lugares más bellos del mundo” describió el cabo de Hornos el director ruso Victor Kossakovsky, responsable del documental ¡Vivan las antípodas!, una de las realizaciones que abre la jornada inaugural del 68º Festival Internacional de Cine de Venecia, el más antiguo del orbe.

Coproducida por Alemania, Argentina, Holanda y Chile, la cinta vincula cuatro pares de sitios contrarios por su posición geográfica en la Tierra, entre ellos el paraje de la Patagonia de Chile, el más austral de América del Sur, con el lago Baikal, ubicado en la región rusa de Siberia y declarado patrimonio de la humanidad por Unesco.

La agenda de la Mostra contempla para este miércoles 31 de agosto la proyección fuera de competencia del filme, inmediatamente después del estreno mundial de The ides of March, cinta dirigida y protagonizada por George Clooney, una de las favoritas para quedarse con el León de Oro.

“¿Qué pasaría si extendiera una caña de pescar a través del centro de la Tierra? ¿Qué encontraría al otro lado del mundo?”, se preguntó Kossakovsky en 2003, mientras observaba a un campesino al borde de un curso de agua en un poblado con tres casas perdido en la provincia de Entre Ríos, Argentina.

“Resultó ser Shanghái, uno de los lugares más poderosos, explosivos y ruidosos del planeta. Fue así como nació la idea de esta película”, agregó el realizador nacido en San Petersburgo en el sitio de la productora Gema Films, una de las empresas detrás del largometraje.

Otra cinta con “conexión chilena”, como informó el diario La Tercera, será The last day on Earth, dirigida por Abel Ferrara y estelarizada por Willem Dafoe, que fue coproducida por Fábula, ligada a Pablo Larraín, nominado en 2010 al León de Oro por Post Mórtem.

Por último, e inserta en la sección Horizonte, estará la cinta Verano, del realizador chileno José Luis Torres Leiva, distinguido por la prensa especializada en Rotterdam por El cielo, la tierra y la lluvia (2008).

En la antesala del festival, los derechos de distribución fueron adquiridos por la firma alemana M-Appeal, que la catalogó positivamente como otra de “las nuevas películas chilenas aparecidas en los últimos años, de una generación nueva y fresca que no tiene miedo a experimentar”.

Imágenes: cortesía Turismo Chile