Restos del cineasta chileno Raúl Ruiz serán sepultados en Santiago

El cuerpo del director llegará el jueves al país y sus funerales se celebrarán al día siguiente cerca del centro de la capital.

rrfun550

En un exclusivo camposanto de la ciudad de Santiago y junto a los restos de su madre será sepultado el director chileno de cine Raúl Ruiz, quien falleció el viernes pasado a los 70 años en el hospital Saint Antoine de París, ciudad donde residió las últimas tres décadas.

Así lo informó el diario El Mercurio, que anunció para el jueves la llegada a Chile del cuerpo del responsable de Tres vidas y una sola muerte y para un día más tarde sus funerales en el cementerio Parque del Recuerdo.

La sepultación será precedida por una ceremonia en la iglesia Nuestra Señora de la Divina Providencia de Santiago. “La idea es que lo vayan a saludar todos sus amigos”, dijo al matutino Christian Aspèe, asistente de dirección en el último filme de Ruiz, La noche de enfrente.

Previamente, será despedido en la iglesia San Pablo de la capital francesa, donde el artista murió víctima de una infección pulmonar, vinculada al frágil estado de salud que le provocó un cáncer hepático y un posterior trasplante de hígado.

Heredero de los Lumière

El fallecimiento de Ruiz, a quien se le atribuye más de un centenar de películas, motivó que las autoridades decretaran en Chile tres jornadas de duelo oficial, de acuerdo a lo informado por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes.

“Raúl Ruiz siempre se sintió profundamente chileno. De hecho, no quiso perder el vínculo y, por el contrario, en los últimos años él mismo lo que quería era reforzar la presencia de Chile en su obra”, dijo el ministro Luciano Cruz-Coke.

El presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, calificó al artista nacido en Puerto Montt como un “digno heredero” de los hermanos Lumière y un “creador cuyo compromiso en los combates de su siglo se nutría de una inmensa erudición y de una infinita curiosidad”.

En un comunicado, alabó “la inspiración de Ruiz, hombre de una cultura universal, parte del patrimonio de todas las artes -cine, literatura, pintura, poesía, teatro- y de todos los países”.

En tanto, el director del festival de Cannes, Gilles Jacob, lo caracterizó como un “narrador de las mil y una noches (…)dotado de una imaginación de una prodigalidad incomparable”.

Su compatriota, amigo y también director Miguel Littin (Actas de Marusia) afirmó que Ruiz fue definitivamente “el más grande cineasta de todos los chilenos” y quien “le dio a la cultura cinematográfica del mundo un matiz chileno que es a veces una picardía muy incomprendida”.

“¿Qué me deja él a mí? la libertad creadora y el amor así invicto hacia la vida y hacia el arte, porque Raúl en el último tiempo luchó mucho por vivir, él quería vivir más y le fue ganando a la vida aunque fuera un minuto, un día”, dijo a la radio Cooperativa.

Imágenes cortesía Music Box Films y Universidad de Valparaíso